Verum, Hazlo de verdad
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El Plan de Empleo Plus, que el Gobierno regional puso en marcha a principios de este año, ha proporcionado un contrato de trabajo a 1.100 personas en 310 localidades de Castilla-La Mancha. De ellas, 365 son de Talavera de la Reina y 171 de Puertollano.
 
Así lo ha destacado el portavoz del Ejecutivo autonómico, Nacho Hernando, que ha recordado que el Plan de Empleo Plus es una herramienta diseñada específicamente para aquellas localidades y zonas afectadas por la despoblación o con tasas de desempleo especialmente elevadas.
 
De los 5,7 millones de euros en ayudas que el Ejecutivo castellano-manchego destinará a este Plan para la puesta en marcha de 359 proyectos en toda la región, 1,9 millones serán para Talavera de la Reina y casi 900.000 euros para Puertollano, según los datos valorados ayer por el Consejo de Gobierno.
 
Hernando ha subrayado que se trata de una iniciativa que complementa el resto de políticas activas de empleo del Gobierno regional “dentro de nuestro compromiso para favorecer y apuntalar no sólo una recuperación económica, sino también la autoestima de las personas que viven en Castilla-La Mancha independientemente del lugar en el que residan, y que evite una salida de la crisis a dos velocidades”.
 
Además, ha recordado que el próximo 12 de junio finaliza el plazo para que los ayuntamientos y entidades sin ánimo de lucro de la región puedan acogerse al Plan de Empleo 2018, una convocatoria dotada con 55,4 millones de euros que beneficiará a 11.000 personas en situación de desempleo.
 
Incremento de la cirugía menor ambulatoria
 
Por otro lado, el portavoz ha informado de la actividad de cirugía menor ambulatoria desarrollada en los centros de salud y consultorios médicos de Castilla-La Mancha durante los primeros cuatro meses del año, enmarcada en el impulso que el Ejecutivo del presidente García-Page está dando a este nivel asistencial.
 
Así, según los datos proporcionados por la Consejería de Sanidad, entre enero y abril de este año se han realizado 4.471 intervenciones de cirugía menor ambulatoria, 814 más que el mismo periodo del año pasado, un incremento superior al 22 por ciento.
 
El Gobierno regional continúa así con su apuesta por conseguir una Atención Primaria más participativa, orientada al ciudadano, con una alta capacidad de resolución y que potencie la continuidad asistencial y, al mismo tiempo, permita descargar de actividad a los hospitales, reduciendo los tiempos de espera para intervenciones de este tipo.
 
Hernando ha subrayado que este incremento ha sido posible gracias al aumento de recursos y a las sustituciones de profesionales de Atención Primaria y a la potenciación de la actividad de los quirófanos de los Centros de Especialidades, Diagnóstico y Tratamiento (CEDT), “después de la penosa experiencia de la anterior legislatura, cuando estas infraestructuras se convirtieron más en salas de IFEMA que en lugares para atender y curar a la gente”.
 
Asimismo, en este primer cuatrimestre del año, se ha aumentado la actividad de las unidades de apoyo en los equipos de Atención Primaria, en concreto, en las Unidades de Salud Bucodental y las matronas.
 
Casi 1.400 mayores han disfrutado del primer turno de Termalismo Social
 
En otro orden de asuntos, Hernando ha informado que el Gobierno regional ha abierto ya el segundo turno del programa de Termalismo Social, que va a tener lugar durante los meses de junio, julio, agosto y septiembre.
 
En total, 2.741 mayores de Castilla-La Mancha disfrutarán de este segundo turno de un programa recuperado por el Ejecutivo autonómico que se desarrolla en nueve balnearios de la región y al que en 2018 se destinarán 540.000 euros, un 30 por ciento más que en 2017.
 
"Este incremento lo vamos a aprovechar para que este año se puedan ampliar las plazas en un 42 por ciento, llegando a alcanzar en total las 5.000 plazas", ha apostillado Nacho Hernando.
 
Asimismo, el termalismo social ha llegado a casi 1.400 personas en el primer turno, lo que supone que en lo que va de año ya hay más de 4.100 personas receptoras de esta iniciativa que el Gobierno de Emiliano García-Page reactivó cuando llegó a la presidencia de Castilla-La Mancha, ha recordado.
 
El portavoz ha destacado que “además de proporcionar a los mayores un respiro y una terapia con la que mejorar su calidad de vida”, el programa de Termalismo Social “supone un generador de economía y empleo en la región, especialmente en las zonas rurales, ya que mantiene 600 puestos de trabajo directos y 1.700 indirectos”.
 
De igual modo, ha valorado el resto de modalidades de este programa, entre ellas la dirigida a personas con párkinson y alzhéimer, con un presupuesto de 74.000 euros para 2018 y que beneficiará a 200 personas, y otra totalmente novedosa para personas con discapacidad y sus familiares.
 
Hernando ha recordado que la recuperación y reconstrucción del Sistema de Dependencia era un objetivo “primordial” para el Ejecutivo del presidente García-Page, no sólo en lo referente a los servicios y prestaciones del propio sistema, sino también en la revitalización de los programas que sirven para prevenir este tipo de situaciones.