Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

 La consejera de Fomento, Agustina García Élez, ha pedido al Gobierno de España que haya equilibrio en las inversiones que realiza en todas las regiones de la nación y ha aconsejado que “no debe mirar solo a una parte del país”. Al respecto, ha señalado que “Castilla-La Mancha tiene la suerte de estar en el centro y en el corazón de España y, aunque nos vemos afectados por vías que conectan con otras regiones, también necesitamos inversión”.
 
Por eso, la consejera ha lamentado que haya “compromisos que no se han cumplido y que el Ministerio de Fomento tiene sobre la mesa, y que le trasladó el propio presidente García-Page, esas peticiones para las que pedimos concreción”. En sus argumentos, García Élez ha esgrimido que también es fundamental “que el desarrollo sea por igual con una parte equilibrada de inversiones para todo el territorio nacional”.
 
Así se ha pronunciado durante el acto de la puesta de primera piedra de las obras de la A-33 (Autovía Blanca-Fuente de la Higuera) en el tramo comprendido entre el enlace con la N-344 con el enlace a la A-31, que discurre por el término del municipio albaceteño de Caudete. En el acto han intervenido el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna; y el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras. También ha acompañado a la consejera el director general de Carreteras y Transportes, David Merino.
 
La inversión de esta obra asciende a 39,7 millones de euros para un tramo de 6,98 kilómetros de autovía que constituirá una alternativa respecto a la actual N-344. Con la terminación de las obras, Caudete dispondrá de una conexión directa por autovía hacia Alicante a través de la A-31 y hacia Valencia a través de la A-33, aunque mejoran fundamentalmente la comunicación entre la Región de Murcia y la Comunidad Valenciana, tal y como ha reconocido Agustina García Élez.
 
Para el Gobierno regional, ha continuado la titular de Fomento del Gobierno de García-Page, “cualquier infraestructura que venga a mejorar nuestras comunicaciones va a ser bienvenida”, pero también ha reconocido su “preocupación de que el ritmo de las inversiones no es equilibrado en todas las comunidades autónomas”.
 
Pendientes de los plazos para las obras de la A-32 en la provincia de Albacete
 
En la misma línea, la consejera de Fomento ha considerado que es una buena noticia las palabras del ministro De la Serna sobre que en octubre se licitarán los contratos de concesión de la A-32 (entre Linares-Albacete) en suelo albaceteño, aunque ha matizado que “vamos a estar muy pendientes de los plazos que se han manifestado, porque lo venimos reivindicando desde hace mucho tiempo para la provincia de Albacete”.
 
“Son bienvenidos, pero pedimos compromisos reales y no solo palabras, porque en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de años anteriores venían ya tramos contemplados de la A-32 para ejecutar y no se han llevado a cabo”, ha lamentado, mientras que también ha reiterado que “solo hay tramos que se han empezado a realizar en la provincia de Jaén, en Andalucía, pero no aquí en Castilla-La Mancha”, por lo que “exigiremos que esa autovía que es tan necesaria para vertebrar a la provincia de Albacete con Andalucía esté cuanto antes”.
 
En relación a este proyecto, ha dicho que el estudio del que se habla de la A-32 ya tendría que ser una realidad y estar ejecutándose las obras materiales, por lo que ha incidido en solicitar al Ministerio que “necesitamos ir más allá, con concreción e inversiones reales”.
 
En otro orden de asuntos, también se ha referido a otras infraestructuras fundamentales para Castilla-La Mancha que tampoco se están desarrollando y que están siendo reivindicadas constantemente por el Gobierno de Emiliano García-Page, como son la A-40, la Autovía Toledo-Ciudad Real o la Autovía de la Alcarria, sobre la que ha recordado que existe un convenio firmado con el Ministerio en 2007 por el que la Alcarria la ejecuta el Estado mientras que la Autovía del Júcar (Albacete-Cuenca) la realiza el Gobierno de Castilla-La Mancha, pero “el Ministerio no ha hecho nada de su parte”.
 
No se ha olvidado tampoco la consejera de señalar las mejoras fundamentales que necesita el tren convencional, especialmente en la provincia de Toledo. Aunque el ministro ha hablado de Alta Velocidad, García Élez ha insistido en que “no nos oponemos a que estas infraestructuras lleguen a otras regiones para su desarrollo, pero como Gobierno lo que tenemos que hacer e insistir es en pedir que esas inversiones vengan de igual manera a Castilla-La Mancha”. En este sentido, ha dicho que, en apenas medio año, la vía convencional entre Madrid y Talavera llegó a registrar casi 70 averías.