Verum, Hazlo de verdad
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El Gobierno regional apuesta por las alianzas entre la sociedad como fórmula para combatir la violencia de género y el machismo. Así lo ha señalado la directora del Instituto de la Mujer de Castilla-La Mancha durante el acto institucional con motivo de la celebración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres que se ha celebrado hoy en la localidad toledana de Villacañas y que ha estado presidido por el presidente del Ejecutivo autonómico, Emiliano García-Page.
 
Araceli Martínez ha destacado que en Castilla-La Mancha “vamos con todas las de la Ley” con el impulso del Gobierno de García-Page, las asociaciones de mujeres y organizaciones feministas, las y los profesionales y la sociedad en general y, prueba de ello, es la aprobación el pasado 4 de octubre de la Ley para una Sociedad Libre de Violencia de Género que fue aprobada por unanimidad en las Cortes autonómicas.
 
En este sentido,  la directora del Instituto de la Mujer ha añadido que la región lleva preparándose toda la legislatura para esta ley pionera dialogando de una manera constante, movilizando recursos e implementando la estrategia de transversalidad de género.
 
Araceli Martínez ha continuado su intervención asegurando que esta legislación se trata de una Ley “valiente”, con medidas identificables y presupuesto para la ejecución de las mismas de las cuales más del 95 por ciento ya están en marcha.
 
Una ley que se asienta sobre tres pilares básicos, el de la responsabilidad institucional, que obliga a estudiar sobre las causas y consecuencias además de “llamar a las cosas por su nombre” y que incluye que la Administración pueda ejercer la acción popular en los casos de asesinato a una mujer por violencia de género, así como solicitar de oficio la patria potestad de las hijas e hijos de las asesinadas.
 
Un segundo pilar que se basa sobre la atención a las víctimas orientada a su plena recuperación y que, entre otras medidas, incluye una ayuda económica para las hijas e hijos de hasta 4.000 euros hasta el cumplimiento de la mayoría de edad, o el servicio de atención psicológica para menores.
 
Y para finalizar, una estrategia de prevención, sensibilización y concienciación de la violencia de género que va encaminada a evitar que el problema aparezca. Es por este motivo, que el Instituto de la Mujer promueve 19 líneas de actuación en el ámbito educativo que han llegado a más de 35.000 personas y la puesta en marcha de la asignatura ´Educación para la Igualdad, la Tolerancia y la Diversidad´.
 
Además de esta ley, desde el comienzo de la legislatura, el presupuesto del Instituto de la Mujer se ha incrementado en más de un 20 por ciento, lo que ha permitido destinar más recursos y ayudas para las mujeres víctimas de la violencia de género y sus hijas e hijos, más educación en igualdad, más prevención y concienciación y más visibilidad y atención a la violencia sexual y otras manifestaciones.
 
Asimismo, se ha puesto en marcha el Servicio CONTIGO de prevención y atención integral en materia de agresiones y abusos sexuales, que se encuentra plenamente operativo en Castilla-La Mancha y, por último, en las acciones de sensibilización social y prevención de la violencia sexual.
 
Otras de las medidas promovidas por el Ejecutivo autonómico fue el Protocolo para la Mutilación Genital Femenina que tiene como finalidad prevenir y sensibilizar a la sociedad sobre qué es y lo que conlleva y, tal y como ha dicho Araceli Martínez, “mientras se evite que una mujer o niña la sufra, ese esfuerzo valdrá la pena”.
 
La directora del Instituto de la Mujer ha subrayado que acabar con la violencia machista es una responsabilidad de toda la sociedad, también de los hombres, porque “los maltratadores, los violadores, agresores, prostituyentes, acosadores, en definitiva, aquellos que se convierten en cómplices directos de la vulneración de los derechos y libertades de las mujeres, no tienen cabida en una sociedad como la castellano-manchega”.
 
Para finalizar, ha reiterado que aunque queda mucho por hacer, desde el Gobierno regional “reafirmamos nuestro compromiso contra el machismo porque la solidaridad con las víctimas no conoce fronteras y todas y todos debemos aunar esfuerzos para acabar con la violencia de género”.