Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha ampliado las ayudas de rehabilitación edificatoria para viviendas y pisos individuales de 1,8 a 2,9 millones de euros.

Libro Cuevas de Tomelloso

Así lo ha dado a conocer el consejero de Fomento, Nacho Hernando, que ha asegurado que “vamos a poder resolver, en las próximas dos o tres semanas, la convocatoria de ayudas de rehabilitación B y C que ha pasado de haberse convocado con 1,8 millones de euros a que tenga 2,9 millones de euros, porque vamos a conseguir de esa manera que el cien por cien de todas las familias de Castilla-La Mancha que cumplieran los requisitos obtengan la ayuda”.

Además, Hernando ha avanzado que próximamente se resolverán las ayudas para la adquisición de viviendas para jóvenes en municipios de menos de 5.000 habitantes en “una convocatoria que en la que también hemos aumentado el dinero de un millón a 1,6 millones de euros. Un 60 por ciento más para que, de igual modo, el cien por cien de las familias jóvenes de Castilla-La Mancha que quieran adquirir una vivienda reciban hasta 10.800 euros para que puedan emprender una vida emancipándose y consiguiendo por fin esa casa que tanto anhelaban”.

Asimismo, el responsable de Fomento ha explicado que “también, en las próximas semanas vamos a lanzar ya la segunda convocatoria de ayudas para el alquiler COVID-19; de tal modo que aquellas familias que hayan visto cómo sus ingresos se reducen por culpa de una pandemia como la que estamos sufriendo puedan tener una ayuda y puedan tener una mano que consiga el que se levanten otra vez después de un tropiezo”.

De esta manera, se concederá a las personas beneficiarias una ayuda del cien por cien de la renta mensual, que deban satisfacer por el alquiler de su vivienda habitual y permanente, con un máximo de 650 euros de ayuda y se podrá conceder desde el 1 de octubre de 2020 hasta el 31 de marzo de 2021.

Reciclar más. Mejor. Siempre

Rehabilitación edificio ‘Santa Marta’ de Ciudad Real

Nacho Hernando ha visitado hoy el edificio ‘Santa Marta’ en Ciudad Real acompañado de la alcaldesa de la ciudad, Pilar Zamora, y el delegado de Fomento en la provincia, Casto Sánchez. Un edificio donde, gracias a una ayuda de rehabilitación por valor de 257.000 euros, se ha llevado a cabo una actuación que ha permitido una reducción del 67 por ciento en cuestión de emisiones de dióxido de carbono, ha reducido la demanda de calefacción y refrigeración del edificio en torno al 50 por ciento y cuya calificación energética ha pasado de la letra D a la letra C, en emisiones de CO2 y de la letra E a la letra D, en demanda de calefacción y refrigeración.

En este contexto, el consejero de Fomento ha remarcado que “lo verdaderamente importante, al menos a lo que más nos importa a nosotros, es poder contribuir, poder ayudar a que la factura de la luz de tantas y tantas familias en Castilla-La Mancha se vea algo relajada y más aún con los tiempos que corren, en los que la factura de la luz da más disgustos que alegrías. Va a poder ver cómo ese ahorro energético se va a traducir en menos euros que salen de los bolsillos y una factura más amable”.