Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

Con nuestras perspectivas actuales y con los cada vez más avances en procesos de vacunación me dirigía satisfecho a parlamentar con el representante del coronavirus en Tomelloso para poder tirarle en la cara nuestros progresos en la lucha que hemos emprendido para, de una vez, controlar a este virus que tantos problemas nos está ocasionando.

Mi sorpresa fue cuando me comunicaron a la entrada que se había producido una modificación en la estructura organizativa  y que actualmente tendría que hablar con dos coronavirus, porque me dieron la explicación que habían establecido una nueva forma de mantener contactos con los humanos mediante la presencia del coronavirus representante oficial y un nuevo asesor, lo que me dio a pensar que estos viróticos parecían cada vez más a los políticos que dan la impresión de no poder  defender sus posturas y buscaban un ayudante.

En fin, apareció el anterior representante con los mismos colores de siempre y, a su lado, un diminuto virus que tenía la particularidad de disponer de una gama impresionante de colores en sus proteínas que vibraban con una velocidad espacial que me  molestaban a la vista.

Vuelve la Cultura Diputación Provincial de Ciudad Real

--- Buenos días, humano, le presento al Covid 34-LS-IND que es una nueva forma de mantener contactos con ustedes, ya que parece ser que sus mecanismos de defensa  están conduciendo a que establezcamos una nueva estrategia.

--- ¡Vaya! Me alegro que por fin reconozcan que nuestros mecanismos de defensa les están preocupando, lo que supone que estamos venciendo en  nuestra lucha contra ustedes.

--- No se confunda, que va usted muy deprisa. Nuestro cambio de estructura no es porque los humanos estén progresando, no lleven las campanas al vuelo, simplemente se trata de una pequeña modificación que estamos llevando a cabo mediante una operación estratégica de introducción en la sociedad humana para una expansión más segura de nuestros procesos alimenticios y de reproducción de nuestros gérmenes.

Vuelve la Cultura Diputación Provincial de Ciudad Real

--- Pues puedo decirle que, por mucho que hagan, nuestra opinión basada en datos reales es que están perdiendo la partida en las últimas semanas, ¿o no está usted de acuerdo?

--- Ni  mucho menos-dirigiéndose al asesor que hizo brillar sus proteínas-. Hemos puesto en marcha la operación llamada Indiandplus que es muy prometedora y pensamos que esté dando muy buenos resultados por la incompetencia de control, que los humanos son incapaces de organizar.

--- ¡Que se cree usted eso! Estamos dispuestos a controlar todas sus maniobras  y hemos ampliado nuestras actuaciones para que ustedes regresen a su lugar de nacimiento y sigan su vida normal en su hábitat natural, con la gran diferencia que nosotros no trabajamos para exterminarles, sino para expulsarles de nuestro hábitat, mientras que ustedes en lugar de actuar con más levedad, matan a los humanos, porque podrían ustedes mantenerse nada más que provocando algunas alteraciones en nuestros organismos físicos, en lugar de eliminarnos sin compasión.

--- Vuelve usted a equivocarse,  porque en realidad nosotros lo único que pretendemos es alimentarnos y lo que ocurre es que muchos humanos son tan insensatos que las dosis de mis virus se acumulan con tanta intensidad en algunos que al final la resistencia humana cede y se mueren ellos solos, ya que nuestra intención es seguir manteniendo a los humanos vivos cuantos más mejor, que, no se confunda, no somos asesinos.

--- Vaya, vaya, si va resultar que la culpa la tenemos nosotros. Bien, bien, en realidad mi visita es para demostrarle que estamos consiguiendo que sus ataques desparezcan cuanto antes y le prometo que vamos a conseguirlo.

--- Otra equivocación más que tiene usted. Si lo promete es porque no está seguro de conseguir lo que pretenden. Por nuestra parte estamos introduciendo un nuevo virus y nuestra afección en España aseguramos que no van a poder controlarla tan rápido como usted se cree, porque quiero asegurarle que  nuestros observadores humanos-dirigiéndose nuevamente a su asesor, que algo debió decirle- ya están viendo los fallos que ustedes tienen y no es otro que la desidia humana, porque son ustedes muy rebeldes y excesivamente confiados y en cuanto les damos un poco de descanso, se lanzan a la aventura y las excursiones son peligrosas.

--- Que no, que no, ustedes es que son muy rígidos con sus costumbres, pero los humanos les vamos a demostrar que terminarán perdiendo esta batalla.

--- Pero, ¡qué me dice! Si son ustedes un desastre. Siete tipos de vacunas, más las que aparezcan, y entre la lucha de las empresas que las fabrican y los expertos, técnicos, profesionales y políticos tienen ustedes un follón mental que no les va a conducir a ningún lugar. Son ustedes un verdadero  cisco físico, económico, estratégico y mental que aprovecharemos debidamente.

--- Bueno lo que usted quiera, pero no estoy de acuerdo y su error es enorme. De todas formas mi visita es para proponerles que se lo piensen ustedes mejor y desistan de sus nuevos ataques que tienen previstos, porque la defensa la tenemos preparada y dispuesta para que no progresen de aquí en adelante.

--- No me convence y no estamos en disposición de realizar ningún acuerdo con ustedes, sino que estamos convencidos de poder vencerles con toda seguridad.

--- Pues lo veremos. Si le perece bien podemos quedar dentro de un mes  y comprobaremos cómo hemos acertado.

--- Pues de acuerdo, dentro de un mes lo veremos.