Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

Hoy nuestra entrevista va dirigida a la persona de Ángel Bernao Berruguete, por todos conocida desde su llegada a Tomelloso en el año 1976 como responsable de la Oficina Comarcal Agraria, al que vamos a repasar su trayectoria, pero no como profesional que es por todos conocida, sino por sus actuaciones  en la vida cotidiana de estos años de forma paralela a su profesión y como ciudadano de Tomelloso.

¿Cuáles fueron las primeras impresiones que sacaste de Tomelloso?

Pues sinceramente lo que en realidad ha sido, es y será: un pueblo eminentemente trabajador, emprendedor y donde sus vecinos no les da miedo nada. Personas muy propias y coherentes en su actividad, incansables, con mucha ganas de asegurar su vida con su esfuerzo y su trabajo. Podíamos decir que a los tomelloseros nadie les ha regalado nada, se lo han ganado con su propio esfuerzo.

Conocemos que has sido una persona muy introducida en el mundo de los tomelloseros y que has realizado numerosas actividades de todo tipo ¿Qué recuerdos tienes de tus primeros tiempos?

No quiero entrar en las actuaciones propias de mi trabajo, pues creo que especialmente el sector agrario lo conoce, pero si recuerdo con agrado en los inicios de Radio Surco que hacíamos un programa de radio los domingos informando sobre la agricultura en la localidad, que fue mi primera intervención pública en Tomelloso.

En mi etapa de padre de familia estuve siempre comprometido con la Educación y fui presidente del A.P.A. del colegio Carmelo Cortés, cuando el director era Miguel García Vegazo y especialmente recuerdo mi proceso como Presidente del A.P.A, que entonces se llamaban así, del Instituto Eladio Cabañero, precisamente cuando  hicimos la huelga por no estar de acuerdo con la implantación de la segunda etapa de la E.S.O, en una fase bastante complicada con nuestra manifestación en Ciudad Real, huelga en el Instituto y una visita a Madrid con el Defensor del Pueblo que creo se llamaba Marchesi. En fin una fase para no olvidar.

Además sabemos de su actividad como escritor ¿Cuál ha sido tu experiencia?

Bueno tanto como escritor, no diría, mejor sería decir una persona que escribe, pero sí es verdad que me gusta hacerlo, aunque al principio comencé antes de llegar a Tomelloso colaborando en artículos periodísticos. Recuerdo mi colaboración en el Periódico Heraldo de Aragón de Zaragoza durante mi estancia en Belchite, siempre sobre temas agrarios y ya en Tomelloso con Jaime Quevedo en “El Periódico del Común de la Mancha” y con la “Revista Pasos” del fallecido Pablo Ortiz, que durante tiempo estuve participando en artículos agrarios y algunos de temas sociales.

Pero nos referimos a la faceta de libros y novelas.

Pues sí, precisamente de la mano de Jaime Quevedo que  me permitió poder escribir mi primera publicación titulada “El sector agrario de Tomelloso”, donde pude realizar un trabajo descriptivo de los temas agrarios de Tomelloso concretamente de su agricultura, ganadería y del sistema cooperativo.

Y después ya vinieron el resto de publicaciones.

Eso parece, pues el libro gustó y me decidí a realizar una introducción en el mundo de las publicaciones y volví a repetir con dos ediciones más sobre temas agrarios e incuso me atreví a escribir una novela histórica titulada: ”García, rey de Galicia que lo fue dos veces”, que tuvo muy buena aceptación.

Luego volví a escribir otra publicación agraria sobre el cultivo del melón y ya mi último trabajo el de la publicación sobre las cuevas de Tomelloso, un trabajo al que tengo que agradecer a todos los tomelloseros su colaboración y en especial a Zoilo González y José María Díaz por su definitiva aportación al mismo, que por cierto no está finalizado, pues en la publicación que titulamos “Historia de una ciudad: Las Cuevas de Tomelloso” solamente aparecían determinadas 179 cuevas, aunque posteriormente el CD fue actualizado hasta más de 300 y hoy en día estamos en la fase de actualizar los datos a las 630 cuevas visitadas actualmente, además de 15 bodegas, estando pendientes de finalizar las visitas, si nos deja el coronavirus, a otras aproximadamente 20 que pensamos que aún se puedan visitar.

Durante ese periodo habrá recibido algunos premios y reconocimientos.

Pues sí es de agradecer el gran detalle de nuestro pueblo hacia sus personajes, pero creo que tampoco es de los más merecidos, pero siempre tengo sentido de mucho agradecimiento.

Lo más representativo, y que me pilló de sorpresa, fue el nombramiento de  “Tomelloseros del año”, que se efectuaba por primera vez en el año 1997, en reconocimiento a un grupo de personajes de Tomelloso, así como una placa que me otorgó la Casa de Castilla-La Mancha en Madrid en 1998.

También el otorgamiento de “Populares Pasos”, de mi recordado Pablo Ortiz también conservo con sincero afecto.

¿Qué otras actividades podrías reseñar que hayan tenido importancia en tus actividades tomelloseras?

Me gustaría recordar las actuaciones que llevaron a cabo la Asociación Almanchara y el Ayuntamiento en un evento tan importante y de tanta repercusión internacional como la “Semana Europea del Vino” conjuntamente con Alcázar de San Juan, por la incidencia que tuvo y donde participé colaborando con sus actividades y también, aunque sea meterme en temas ya más relacionados con mi trabajo en que, por nombramiento oficial, estuve representando a la Delegación en el grupo de componentes del pueblo, Consejo Local de Sanidad, que estuvo tratando sobre la creación del Hospital de Tomelloso y sobre su Plan Funcional, recordando el proyecto que se expuso en aquellas reuniones como representantes del pueblo.

¿Y ahora qué proyectos tiene en marcha o por iniciar?

Después del último que he conseguido publicar sobre las aventuras de un tomellosero titulado “Pistas misteriosas”, pues como he dicho la finalización del trabajo de las cuevas y además estoy colaborando en un importante proyecto sobre la ciudad de Tomelloso que esperamos pueda salir publicado en breve tiempo y ya tenemos previsto otro importante trabajo sobre el campo de Tomelloso, que también llevará mucho tiempo de preparación y análisis.

Pero nos referimos a nivel personal.

Bueno en primer lugar sobrevivir a esta pandemia y en cartera tengo escritos cuatro posibles publicaciones sobre distintos temas. Un cuaderno de pasatiempos originales, una novela de tintes detectivescos, una novela relacionada con la agricultura y dos historias de misterio e intriga enlazada con aspectos sentimentales a expensas de encontrar un buen patrocinador.

Desde luego han sido muchas actividades y después de nueve años de jubilado, parece que todavía sigues bien de fuerzas.

Sinceramente, mientras pueda y la gente piense que es interesante lo que escribo o publico seguiré prestando mis pocos conocimientos y aportando aspectos interesantes para Tomelloso y para La Mancha en general, pues suelo colaborar en algunos artículos como con la Asociación de Escritores de Castilla-La Mancha y con Cuadernos Manchegos, así como algunas charlas a Centros Educativos sobre uno de los temas que más me han apasionado siempre que es la naturaleza, los espacios naturales, los paisajes, las plantas, los árboles, los insectos, los animales, que son mi pasión y mientras pueda mi mayor entretenimiento.

Bueno encantados de poder haber conversado contigo pero nos gustaría que hicieras alguna observación sobre el futuro que  se nos presenta en Tomelloso.

Pues no soy adivino, pero si estoy convencido que al menos la agricultura va a sufrir una segunda o tercera evolución que posiblemente a muchos nos les va a gustar, pero que finalmente en un futuro será la recuperación de la capacidad productiva y el mantenimiento del potencial de  nuestras tierras. No olvidemos que estamos ya hablando desde hace muchos años de la ecología, de la sostenibilidad y de las economías circulares, que próximamente se nos vienen encima y que seguramente mejorarán nuestras perspectivas futuras con nuevos sistemas y aplicaciones del medio rural que es del que más creo entender y, por otra parte la necesidad de potenciar nuestros recursos como la actividad turística, la defensa de nuestro patrimonio y la creación de nuevas empresas de todo tipo que fomenten la creación de puestos de trabajo.

En definitiva buenas perspectivas que no hay más remedio que tendrán un proceso de adaptación más o menos lento.

Bueno pues muy agradecidos por tu colaboración y deseamos que tus proyectos sean cumplidos.