Puntos Inclusión Digital Diputación Ciudad Real
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

Este camino, que durante años ha venido siendo un verdadero problema de circulación de vehículos agrícolas - en algunos tramos prácticamente intransitable -, y que ha producido polémicas para conseguir repararlo en su totalidad hasta el paraje de Cirujano, ha terminado siendo reparado gracias a la colaboración de las entidades públicas desde la Junta de Comunidades, Diputación Provincial de Ciudad Real y los cuatro ayuntamientos implicados: Argamasilla de Alba, Alcázar de San Juan, Campo de Criptana y Tomelloso.

Este camino es transitado habitualmente por agricultores de cinco términos municipales, incluidos los agricultores de Tomelloso y es una red importante de enlaces rurales y de un utilización muy relevante por situarse en el centro de un vértice caminos que comunica una extensión muy importante de superficies agrícolas.

En la inauguración han participado los alcaldes de los cuatro ayuntamientos, así como el Presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page; Presidente de la Diputación Provincial de Ciudad Real, José Manuel Caballero  y el consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo.

Inició las intervenciones el alcalde de Argamasilla de Alba, Pedro Ángel Jiménez, afirmando encontrarse contento de haber conseguido el arreglo del camino después de haber costado muchos años para su reparación, por tratarse de  una de las principales arterias de comunicación agraria y relevantes del trasiego del producto de la viña y que se ha conseguido gracias a la colaboración de otros tres municipios, abarcando los términos municipales de Tomelloso. Campo de Criptana, Alcázar de San juan y Argamasilla de Alba y se ha realizado gracias a haber cumplido con el compromiso adquirido e indicó que deseaba que los agricultores lo disfruten y que lo cuiden, especialmente en esta primera fase que aún se encuentra en periodo de rodadura en un trabajo realizado por la empresa TRAGSA y con la colaboración de la Diputación Provincial, Junta de Comunidades y Ayuntamientos.

La alcaldesa de Alcázar de San Juan, Rosa Melchor, aseguró que es fundamental que cuando las comarcas trabajan juntas, muchos asuntos se hacen más fáciles para que den sus frutos.

Intervino Santiago Lázaro, Alcalde de Campo de Criptana que indicó que gracias a la colaboración se ha recuperado este camino tan importante no solo para los productos de la vid, también como a los melones, sandías y otros productos próximos a recoger.

Inmaculada Jiménez, intervino dando por terminada la finalización del trabajo gracias a la perseverancia y el compromiso que se ha materializado por Diputación y Junta de Comunidades muy importante para Argamasilla de Alba, Campo de Criptana y Alcázar de San Juán y que el ochenta por ciento de la cosecha es trasladada por este camino que resulta fundamental como red de comunicación entre pueblos.

El presidente de la Diputación, José Manuel Caballero, expresó que los españoles somos más dados a exponer los libros de reclamaciones que los de agradecimiento, pero en este caso, aunque no era obligación por parte de la Diputación este arreglo por ser asuntos inherentes a los Ayuntamientos, han demostrado saber poner por  delante los intereses comunes que los propios y colaborarán juntos con estos compromisos y que han antepuesto estos intereses, por lo que la Diputación siempre estará dispuesta a colaborar.

El consejero de Agricultura, Francisco Martínez Arroyo comunicó que, gracias a los alcaldes y a la Diputación Provincial, se ha conseguido realizar una obra en común que hay que considerarlo como un proyecto de comarca y se ha visto que las cosas salen mejor y que supone para una comarca desarrollar su actividad en perfectas condiciones, con un trabajo  práctico realizado con capas sucesivas de tres de grava y tres de  asfalto y supone una mejora en las actividades agrarias de las más importantes de Castilla-La Mancha, como es la viticultura, que a nivel regional supone depender a más de 85.000 familias y  muchos trabajadores del campo en el sector vitícola y con la novedad este año de que, de acuerdo con el Diario Oficial de Castilla- La Mancha próximo a salir, no se permitirá la entrada de uva de menos de nueve grados en las bodegas, que supone una apuesta por la calidad para que la actividad agraria siga mejorando, que no es otro el objetivo con que se trabaja en un año tan duro para todos.