Puntos Inclusión Digital Diputación Ciudad Real
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El equipo de redactores de nuestro medio se ha desplazado al campo manchego para realizar una visita a una finca en el término municipal de Tomelloso para conocer de primera mano el proceso de recogida de la almendra, un cultivo en plena extensión en nuestra comarca juntamente con el pistacho.

La cosecha de almendra para esta campaña a nivel nacional se puede apreciar como buena y superior a la de la campaña 2018/2019, al no haber existido durante el ciclo vegetativo incidencias de plagas y/o enfermedades que hayan afectado con mayor intensidad que la pasada campaña, así como las condiciones climáticas han sido bastante adecuadas para el ciclo del desarrollo de los almendros, por lo que el estado sanitario de las almendra puede considerarse como muy aceptable.

En la parcela visitada se ha podido comprobar la excelente marcha de la recogida mecánica de la almendra por vibración de las partes del árbol que son recogidas mecánicamente mediante un paraguas invertido donde se depositan las almendras vibradas y desprendidas del árbol y mediante un sistema existente en la misma máquina las almendras ya salen  desvainadas, cuyas cubiertas quedan depositadas en el suelo.

Almendra

 

El funcionamiento de la máquina es muy aceptable y produce unos buenos rendimientos  con facilidad de recolección, aunque en este caso es de recolección frontal completamente automatizada y controlada por el operario.

Almendra

El tiempo también ha acompañado para la recolección mecanizada y existe una facilidad de manejo de la maquinaria. La finca visitada se encuentra plantada con árboles en dos fases teniendo actualmente 5 y 6 años en dos parcelas. Los árboles son todavía jóvenes, pero disponen de una buena producción.

 

La parcela tiene una perfecta homogeneidad en cuanto  al estado vegetativo y corresponden a árboles de la variedad Lauranne a un marco de plantación de 7x6 metros y están formados a una altura de 90-100 centímetros del suelo y con una poda a tres ramas principales.

La Lauranne es una variedad de cáscara semimollar, de floración tardía, más incluso que Guara y Soleta, autofértil y proviene de una selección francesa del INRA obtenida en 1944, es de vigor medio y resistente a la enfermedad conocida como “mancha ocre” y  con unos rendimientos medios de cáscara a grano del 35-40 por ciento. La plantación se completa con una instalación de riego por goteo con tubería enterrada de PVC y ramales de goteo con tubería de polietileno de 16 mm. con goteros a 75 centímetros colocados a lo largo de las líneas de árboles y con caudales de 3-4 litros/hora.

Es una plantación perfectamente cuidada pues ha recibido la fertilización y productos sanitarios correspondientes para una correcta estabilidad de la vegetación y con riegos periódicos limitados por la concesión de agua reglamentada.

Pasando a la situación actual de la campaña podemos decir que la producción española de almendra en la campaña pasada fue de 95.579 toneladas de grano, teniendo en cuenta que todavía existen unas 100.000 hectáreas que no han entrado todavía en producción y no constan en la estadística, pero que actualmente estamos casi llegando a cerca de 700.000 hectáreas de almendras en España.

Por otra parte los precios no parecen que hayan conseguido obtener valores  interesantes, pues han descendido notablemente comparados con la pasada campaña y que se han estabilizado sin previsiones claras de aumento de las cotizaciones, de acuerdo con las distintas Lonjas que ofrecen precios a diario.

En Castila–La Mancha el incremento de plantaciones ha sido notable y hemos llegado a duplicar nuestra producción en relación a los dos años anteriores y estamos hablando de previsiones de 18.200 toneladas de almendra en grano.