Promoción del Turismo Rural ante COVID-19
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

Todos los miembros del Patronato de la Fundación Elder, órgano de gobierno titular de la Residencia de Mayores Elder, consideran un auténtico fracaso la concentración que ha tenido lugar a las puertas del centro durante la mañana de hoy, miércoles 29 de julio de 2020, tras haber sido convocada por las delegadas sindicales de Comisiones Obreras en Fundación Elder, así como por sus representantes provinciales y regionales. Tanto es así que, únicamente, ha contado con la participación de aproximadamente 30 trabajadores, de los 120 con los que cuenta actualmente la entidad.

Promoción del Turismo Rural ante COVID-19

De hecho, durante el transcurso de la misma, no ha participado ningún empleado de los siguientes departamentos del centro: enfermería, médicos, lavandería, pinches de cocina, recepción, mantenimiento, ayuda a domicilio (SAD), servicio de promoción de la autonomía personal (SEPAP), ni tampoco la mayoría de su personal técnico (trabajador social, psicólogo, terapeutas ocupacionales, logopeda, gobernanta, supervisor, contabilidad, laboral, compras, etc.). Un hecho que vuelve a poner de manifiesto que esta concentración no sólo no ha contado con el respaldo de todos los trabajadores de la Fundación Elder, tal y como aseguraba Comisiones Obreras en el comunicado que hizo público el pasado viernes 17 de julio de 2020, ni con la mayoría de ellos como tuvo que matizar después. Porque ni siquiera ha sido secundada por la mitad de los trabajadores del centro, para los que el Patronato de la Fundación Elder pide respeto y que no se use su nombre ni se mercantilice con ellos en reivindicaciones como la de hoy que, según ha quedado demostrado, solo corresponden a unos pocos.

Por otra parte, todos los miembros del Patronato de la Fundación Elder lamentan que las delegadas sindicales de Comisiones Obreras en Fundación Elder, así como sus representantes provinciales y regionales, hayan permitido que su concentración se politice, no sólo contando con la asistencia, sino también permitiendo las declaraciones de los dirigentes tanto locales como regionales de Izquierda Unida y de Podemos. Son los mismos que, no hace mucho tiempo y sin mostrar queja alguna, asistían a numerosos actos celebrados en la Residencia de Mayores Elder, pero que hoy han aprovechado esta concentración para ponerse delante de sus puertas y atacar al gobierno regional por su gestión de la pandemia producida por la COVID-19. Administración con la que la Fundación Elder siempre ha trabajado conjuntamente y en buena sintonía, tal y como se va a continuar haciendo.

Así pues, todos los miembros del Patronato de la Fundación Elder consideran que, con estos hechos, formas y manifestaciones, lo único que están consiguiendo tanto las delegadas sindicales de Comisiones Obreras en Fundación Elder como sus representantes provinciales y regionales, es dañar gravemente la imagen y trayectoria de la entidad, la cual ya de por sí ha sido duramente perjudicada durante los últimos meses, siendo el único culpable y responsable de la misma la pandemia producida por la COVID-19. Motivo por el cual, el Patronato de la Fundación Elder se reserva su derecho de llevar a cabo las posibles acciones legales que se puedan aplicar sobre el particular en este asunto. Sobre todo y, teniendo en cuenta, que a la concentración han tenido que asistir las fuerzas de seguridad, puesto que no contaba con los permisos pertinentes.

En este sentido, todos los miembros del Patronato de la Fundación Elder quieren dejar claro que respetan profundamente que esta minoría de los trabajadores de la Residencia de Mayores Elder hayan podido expresar libremente sus demandas y opiniones, tal y como siempre ha ocurrido durante sus casi dieciocho años de historia, pero también les recuerdan que existen otras formas y que no pueden decidir sobre algunas cuestiones fundamentales para la misma, como son las personas que forman parte del Patronato o de la dirección del centro. Sobre todo y, teniendo en cuenta, que la titularidad del mismo es privado.

Yo compro aquí, yo vivo aquí

Por último, todos los miembros del Patronato de la Fundación Elder quieren dejar claro su profundo respeto a los usuarios de la Residencia de Mayores, tanto a los que están y que hoy han visto alteradas sus rutinas por culpa de esta concentración, así como a los que, por desgracia, ya no están entre nosotros y de cuya pérdida únicamente es responsable y culpable la pandemia producida por la COVID-19.