Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El delegado del Gobierno de España en Castilla-La Mancha, Francisco Tierraseca, ha mantenido un encuentro de trabajo en la Diputación Provincial de Albacete, con su presidente, Santiago Cabañero, al que han asistido también el subdelegado del Gobierno,  Miguel Juan Espinosa, y los vicepresidentes de la corporación provincial, Francisco Valera y Amparo Torres.

Advertisement

El delegado del Gobierno ha informado al presidente de la Diputación sobre la convocatoria de ayudas del Programa destinado a las entidades locales para favorecer una economía baja en carbono.

Según explicó Tierraseca, el objetivo de estas ayudas cofinanciada en un 80% por fondos Feder y el 20% por los ayuntamientos, es ejecutar proyectos que disminuyan las emisiones de CO2 por parte de las entidades locales, mediante actuaciones de ahorro y eficiencia energética en edificios e instalaciones  municipales, aprovechamiento de energías renovables, así como proyectos de movilidad urbana sostenibles que incluyan cambio modal, siendo el límite mínimo de inversión 50.000 euros.

El delegado del Gobierno subrayó que la acogida de estas ayudas por parte de los ayuntamiento en Castilla-La Mancha ha sido muy buena, con un total de 169 solicitudes, de las cuales 43 expedientes pertenecen a la provincia de Albacete, con una inversión de unos 20 millones de euros, quedando pendiente por asignar unos fondos de 57 millones de euros en la región para esta convocatoria que finaliza el 31 de diciembre.

Tierraseca ha propuesto al presidente de la Diputación la colaboración técnico administrativa de la corporación provincial para esta  convocatoria de ayudas, ya que son muy amplias las opciones de tipo de proyectos a las que podrían acogerse los municipios y ha ofrecido, para una mayor información sobre estos planes, al personal del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDEA).

El presidente de la Diputación, Santiago Cabañero, ha reiterado la prioridad que para la corporación provincial tiene la ayuda a los pequeños municipios ya que en muchos carecen de la ayuda técnica y administrativa para acometer estos proyectos.

Del mismo modo ha indicado que la Diputación realizará un estudio sobre el amplio abanico de actuaciones que contempla este programa de ayudas y que no están incluidos en otras líneas dirigidas a la mejora de la eficiencia energética, con el fin de informar a los ayuntamientos de la provincia sobre esas posibilidades.