Virgen de las Viñas Tomelloso
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha reiterado hoy su compromiso de elaborar una “estrategia global e integral de inclusión” en el ámbito de la salud mental “que afecte a la Educación y a todos los ámbitos de la Administración pública”.

Durante la inauguración del I Congreso Regional de Bienestar Emocional en el Ámbito Educativo, que se desarrolla entre hoy y mañana en Auditorio de Eurocaja Rural y se enmarca dentro del Plan Estratégico de Inteligencia Emocional, el presidente autonómico ha llamado la atención sobre las enfermedades y problemas que se están generando en la sociedad actual, y que van asociados “al ritmo, la exigencia y la comunicación”.

25N

Advertisement

Así, ha recordado que “se ha multiplicado casi por tres el número de chicos y chicas muy jóvenes con problemas de atención en salud mental” y ha incidido en el registro de “suicidios”, que “se ha multiplicado también por tres”. A este respecto, ha considerado que “la salud mental no puede ser solo un problema de sanidad”.

Por ello, ha valorado que ser docente hoy “es más complicado que nunca”, porque hasta hace unos años, el ámbito educativo se circunscribía al colegio, el hogar y los patios. “Pero hoy un maestro compite con miles de mensajes que reciben los chavales por todo tipo de medios, y hay una competencia enorme, una brecha inmensa entre lo que enseñan dentro y lo que hay fuera”, ha advertido. Una realidad que genera en los docentes “la sensación de tener que desandar el camino andado”, ha significado García-Page.

Un sistema educativo “enormemente potente”

Acompañado de la consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez, el presidente regional ha reconocido que la Educación “es lo que cambia de verdad” y ha valorado el sistema educativo “enormemente potente” del que disfruta Castilla-La Mancha, “preñado de valores, emociones y empatía”.

Rehabilitacion energética de viviendas

Advertisement

Asimismo, ha destacado y agradecido la labor “vocacional” de las y los docentes de la región, y ha subrayado que “hay muchos más trabajadores en el servicio público que vuelcan vocación, que rutina”, poniendo como ejemplo el ámbito sanitario, el educativo y el de los servicios sociales, donde las y los trabajadores “dejan en su casa los problemas y llegan a su trabajo con la mejor sonrisa”.

Igualmente, ha reconocido la importancia de este cónclave “no solo para humanizar la Administración pública”, sino para “tomar conciencia de la realidad” y trabajar sobre “lo que está en nuestra mano para solucionar los problemas”.

El jefe del Ejecutivo regional ha reflexionado además sobre la época convulsa “y de enormes cambios” que se vienen sucediendo en el mundo actual. Cambios que “siempre tienen consecuencias” y que, en ocasiones, dejan atrás a parte de la sociedad. “Nosotros no creemos en dejar a la gente en las cunetas”, ha asegurado el presidente, y por ello “tomamos partido” con iniciativas como la que hoy se desarrolla en la capital regional.

Finalmente, el presidente castellanomanchego ha puesto el acento en “la importancia de lo que somos como colectivo” y haciendo suyas las palabras del médico y psicoterapeuta austriaco Alfred Adler, ha encomendado al público asistente que sigan a su corazón, pero sin olvidarse de llevar consigo su cerebro.

.