Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

A medida que el cierre de las escuelas en los países interrumpe la educación para más del 80 por ciento de los estudiantes en todo el mundo, UNICEF aumentará significativamente el apoyo en todos los países para ayudar a los niños a continuar su aprendizaje y mantener seguras las escuelas.

“Las escuelas en la mayoría de los países del mundo han cerrado. Es una situación sin precedentes y, a menos que actuemos colectivamente ahora para proteger la educación de los niños, las sociedades y las economías notarán las consecuencias durante mucho tiempo después de haber vencido el coronavirus. En las comunidades más vulnerables, el impacto se extenderá durante generaciones ", señala Robert Jenkins, jefe global de Educación de UNICEF.

#estevirusloparamosunidos

“Por la experiencia que tenemos del cierre de escuelas en respuesta al ébola, sabemos que, cuanto más tiempo permanecen los niños fuera de la escuela, [en muchos países] menos probabilidades tienen de volver. Por ello es tan importante darles alternativas para que puedan continuar aprendiendo; de esta forma, además, ayudamos a recuperar sus rutinas y esto es parte fundamental de nuestro apoyo”, explica Jenkins.

Para mitigar el impacto de la interrupción de las clases y para que los niños puedan seguir aprendiendo de forma segura, UNICEF ha asignado fondos adicionales para agilizar el trabajo con los gobiernos y aliados en más de 145 países de ingresos bajos y medios. La asignación global inicial de 13 millones de dólares (unos 11,9 millones de euros), de los cuales casi 9 millones provienen de una contribución realizada por la Alianza Global para la Educación, será la que dará el impulso a los gobiernos nacionales y a un gran número de aliados educativos en cada país para desarrollar planes que permitan una rápida respuesta en todo el sistema.

La iniciativa permitirá a los países preparar programas de aprendizaje alternativos en caso de cierre de escuelas y ayudará a las escuelas a mantener seguros a los niños y sus comunidades al proporcionar información vital sobre el lavado de manos y otras prácticas de higiene. Los fondos también ayudarán a apoyar la salud mental de los niños y evitarán el estigma y la discriminación, al alentar a los estudiantes a evitar los estereotipos al hablar sobre el virus.

UNICEF trabajará junto con sus aliados en 145 países para:

1.    Apoyar los planes de respuesta de los gobiernos a la crisis, incluyendo asistencia técnica, análisis rápido de riesgos, recopilación de datos y planificación para la reapertura de las escuelas.

2.    Apoyar la planificación e implementación de una operación de escuelas seguras y comunicación de riesgos, que incluye la traducción, impresión y difusión de las directrices para las escuelas; equipar a las escuelas con kits de higiene y distribuir información crítica sobre prevención de enfermedades; formar al personal docente y cuidadores en apoyo psicosocial y salud mental para ellos mismos y para que puedan ayudar a los estudiantes.

3.    Garantizar la continuidad de los programas de aprendizaje a distancia, incluyendo el diseño y preparación de programas alternativos de educación a través de la radio, la televisión o Internet.

4.    Mejorar el intercambio de conocimientos y el desarrollo de capacidades para la respuesta a la crisis actual y para futuras pandemias.

Nota para editores:

El 10 de marzo, la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR), UNICEF y la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicaron nuevas recomendaciones para ayudar a proteger a los niños y las escuelas de la transmisión del virus COVID-19. La guía está disponible AQUÍ.

PARA COLABORAR EN LA LUCHA CONTRA EL COVID-19

UNICEF España ha puesto en marcha una campaña de captación de fondos para contribuir a la lucha contra el coronavirus. Cualquier persona interesada en colaborar puede hacerlo a través de las siguientes vías:

En la página web www.unicef.es

En el formulario www.unicef.es/donacion-emergencia-coronavirus

Llamando al número de teléfono gratuito 900 907 500 (horario de lunes a viernes de     9:00 a 21 h, y sábados de 11:00 a 17:00 h)