Virgen de las Viñas Tomelloso
Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

La esofagitis eosinofílica (EEo) es una enfermedad inflamatoria crónica mediada por el sistema inmunitario, caracterizada por síntomas de disfunción esofágica e infiltración transmural del esófago por eosinófilos. Desde las primeras descripciones de la enfermedad en a principios de la década de 1990, la incidencia y la prevalencia de la EEo se han disparado en los países desarrollados. Como tal, la EEo es actualmente la causa más frecuente de disfagia e impactación alimentaria en niños y adultos menores de 50 años, y estudios epidemiológicos actualizados han mostrado que esta enfermedad afecta hasta a uno de cada 1.000 niños y adultos en España y EE.UU.

La historia natural de la EEo no tratada representa una progresión constante desde la inflamación del esófago hacia su fibrosis. Cuatro grandes estudios retrospectivos publicados entre 2013 y 2018 demostraron muy bien que la duración de la EEo no tratada, expresada como retraso en el diagnóstico, constituye el principal factor de riesgo para la remodelación esofágica y la formación de estrecheces en el esófago. Esta reducción en el calibre del esófago agrava los problemas de los pacientes para poder tragar y empeora dramáticamente su calidad de vida.

Fundación Elder

Un estudio recientemente publicado en la revista United European Gastroenterology Journal y coordinado desde el Hospital General de Tomelloso ha demostrado que estas complicaciones de la EEo pueden minimizarse con una mayor conciencia de la enfermedad por parte de los médicos, que conduzca a un diagnóstico temprano.

Anúnciate en Cuadernos Manchegos

Para ello, se ha realizado un análisis detallado de la base de datos EoE CONNECT, que consiste en registro mantenido prospectivamente por EUREOS (Consorcio Europeo para las enfermedades eosinofílicas gastrointestinales) que recopila información de más de 1.200 pacientes con EEo reclutados en más de 40 hospitales a lo largo de 4 países europeos. Este registro está coordinado por el Dr. Alfredo J. Lucendo.

Los autores del estudio, que incluyen a los doctores Pilar Navarro, Emilio J Laserna-Mendieta y otros 4 profesionales de nuestro hospital, mostraron una disminución drástica en el retraso diagnóstico de la EEo, de 12,7 años (antes de 2007, cuando no había una guía disponible) a tan solo 8 meses (después de la publicación de la última guía internacional para el manejo de esta enfermedad). El diagnóstico temprano resultó además en una proporción significativamente menor de pacientes con remodelación fibrosa y estenosis del esófago en el momento del diagnóstico de la enfermedad (41,3 % antes de 2007 frente a 16 % después de 2017). Como era de esperar, los pacientes diagnosticados antes de 2007 también se sometieron a un número significativamente mayor de procedimientos endoscópicos, probablemente para reafirmar el diagnóstico o dilatación endoscópica. Estos resultados directos del registro EoE CONNECT brindan una prueba convincente y optimista de nuestra capacidad para modificar la historia natural de los trastornos gastrointestinales no tratados a través de programas y pautas educativas.

Sin duda, el presente estudio demuestra cómo los recursos gastados en iniciativas educativas y de concientización sobre enfermedades para la prevención secundaria (identificación de enfermedades en etapas tempranas) pueden resultar en mejoras significativas en el curso de la enfermedad y en la vida de los pacientes. La prevención primaria (prevenir una enfermedad antes de que suceda), que actualmente se está convirtiendo en un tema candente en muchas enfermedades, debería ser también una prioridad en la EoE.

.