Cuadernos Manchegos
Cuadernos Manchegos

El delegado del Gobierno de España en Castilla-La Mancha, Francisco Tierraseca, ha condenado rotundamente “el crimen machista que se produjo ayer en Corral-Rubio”, una pequeña localidad de la provincia de Albacete que se ha convertido en el escenario del último asesinato machista.

Advertisement

El representante del Gobierno de España en la región ha realizado estas declaraciones a las puertas de la Delegación de la Junta en Albacete, donde se ha convocado una concentración para condenar la violencia de género que ayer se cobró una nueva víctima.

Tierraseca ha manifestado que “frente a la violencia machista, frente a los asesinatos machistas, la única palabra es ‘unidad’, unidad, frente común y atacar desde la raíz todas las actitudes machistas”.

“Anoche –ha dicho el delegado del Gobierno- trasladé a la alcaldesa de Corral-Rubio mi solidaridad y comprensión y, sobre todo, el apoyo de toda la Delegación del Gobierno y del Gobierno de España”.

Francisco Tierraseca ha destacado que “cualquier ataque machista, cualquier crimen de violencia de género hacia la mujer es un problema colectivo” y por eso las Instituciones estamos aquí unidas. Al minuto de silencio han acudido el delegado del Gobierno regional en Albacete, el alcalde de la ciudad, el presidente de la Diputación, la Directora del Instituto de la Mujer, entre otros.

El representante del Gobierno central ha recordado que hay un número de teléfono gratuito, el 061, para todo el que quiera denunciar cualquier violencia machista. El 061 está disponible las 24 horas, atiende en 51 idiomas y no deja rastro en la factura telefónica.

El delegado del Gobierno de España en Castilla-La Mancha ha manifestado que en este caso, que se encuentra bajo secreto de sumario, no había denuncias previas y –por tanto- es difícil rastrear los motivos y los antecedentes.En todo caso, las diligencias policiales de la Guardia Civil ya han finalizado y, a partir de ahora, queda en manos de los jueces, indicando que el propio presunto asesino confesó ser el autor de los hechos.